¿Interfiere la escritura abreviada en las habilidades ortográficas?

Hoy en día, los chicos y adolescentes se comunican mediante chats innovando cada vez más en la escritura de sus mensajes: omiten letras, añaden números, emoticonos,…

Muchas madres, padres, profesores y profesionales de la educación, en general, mantienen la creencia de que los chicos escriben mal y que la forma en que se comunican a través de los mensajes de texto y chats es perjudicial para su expresión escrita y ortografía. Esta creencia se intensifica todavía más cuando los chicos ya suelen tener dificultades con la ortografía, como sucede en dislexia, TEL y en TDAH.

1395260730_025818_1395305091_sumario_grande

En este artículo se describen distintos puntos de vista sobre esta creencia. Los estudios que se mencionan en él concluyen que este tipo de escritura abreviada o sintetizada no interfiere en las habilidades ortográficas y de escritura de los chicos, es más, se afirma como las estrategias que emplean estimulan las habilidades fonológicas y el manejo rápido del lenguaje, así como son indicativos de una buena habilidad cognitiva. Desde esta perspectiva, se anima a los docentes y profesionales de la educación a emplear esta modalidad de escritura en actividades con los chicos, pues son juegos con el lenguaje que pueden integrarse en las aulas y consultas para motivar su desarrollo, basadas en el interés de los chicos, lo que supone un plus importante en todo aprendizaje.

Otros profesionales comparten que sí existe una parte creativa en este tipo de escritura abreviada cuando se omiten letras o se emplean recursos que evocan la palabra; mas difieren al opinar que otros recursos como omitir tildes y haches, o confusiones entre letras (b/v, g/j,…), temen que sea más problemático en chicos que todavía están desarrollando su ortografía, por favorecer una mala memorización visual de la palabra.

Resulta interesante subrayar de este artículo la idea de que la base es tener claro en qué contextos emplear un lenguaje más formal y en qué contexto poder emplear este lenguaje más abreviado y juguetón, esto puede  enseñarse.

La mayoría de estos estudios y opiniones nos llevan a pensar que no es negativo manipular el lenguaje siempre que sepas adoptar la forma y modalidad adecuada al contexto. La lengua evoluciona y el modo de jugar con ella para comunicarnos también. Todo ello nos enriquece y podemos sacarle partido.

Andrea Castro – Logopeda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *